Las Termas Pallarés, un regalo romano en el siglo XXI

A poco más de 100 km de Zaragoza el viajero podrá disfrutar de un viaje en el tiempo gracias a las aguas milenarias de las Termas Pallarés, situadas en Alhama de Aragón. Referente desde el Siglo XIX, aprovecha las virtudes de las aguas termales como reza su escudo “in Aquea Salus” convertido en lema de su establecimiento.

termas

Su historia se combina con las técnicas más modernas que hacen que catequizan su arquitectura en una elegante estructura que conserva la calse de los balnearios del siglo XIX. Los avances más modernos permitirán al turista gozar de una configuración hotelera sin igual en kilómetros a la redonda.

La importancia del agua

Las aguas del balneario conservan todas las propiedades del agua natural. De mineralización media pueden ser bicarbonatadas, sulfatadas, calcio magnésicas y algo reactivas. Esto las permite combinarlas con diferentes tratamientos en Bañeras termales, chorros a presión o lagos naturales son el principal fuerte de estas termas que les permite ofrecer hasta 12 tipos distintos de tratamientos. El viajero podrá disfrutar de las cascadas naturales, los chorros a presión, aerosoles y parafangos termales junto con el trabajo de los especialistas en masajes terapéuticos, fisioterapia y diferentes tipos de envolvimientos.

Nuestro viajero mejorará la función del sistema cardiovascular, del sistema nervioso muscular de las funciones metabólicas, respiratorias y estimulantes para las defensas del organismo. Sin duda, quién tenga la posibilidad de perderse por las Termas Pallarés podrá disfrutar de una cura en salud con sabor romano.

Te puede interesar

Un comentario

  1. Carlos

    Muchísimas gracias por la información acerca del Balneario Termas Pallarés. os invitamoss a participar y compartir con nosotros vuestars experiencias y vivencias en el Balneario.

    Departamento de Marketing & Comunciación
    Balneario Termas Pallarés

Escribe un comentario