Visitando Borja y Tarazona

Cualquier ruta que tomemos recorriendo algunos de los rincones de Zaragoza, simplemente nos mostrará lo que en su entorno se ha llegado a formar y establecer por parte de cada uno de sus poblados, algo que suele ser una muestra innegable de belleza turística para quienes disfruten de un entorno paisajístico incomparable.

Si seguimos por la carretera N-232 y posteriormente por la M-22 llegaremos hacia Borja, ciudad que cuenta con una judería animada tanto por pintorescos rincones de los que consta este poblado, así como por monumentos civiles y religiosos que hasta la fecha ha sido bien conservados; un ejemplo de esto son la Colegiata Santamaría con su respectivo museo, la plaza del Merado, la casa consistorial y la casa Aguilar.

Siguiendo por la misma ruta nuestro próximo destino será Tarazona, lugar que cuenta con una arquitectura que nos recuerda un pasado medieval, siendo que su judería está conformada por estrechas calles empinadas, pudiendo encontrarnos con determinados pasadizos en un lugar determinado, y en otro en cambio por arcos con un carácter y diseño popular.

Tarazona es un espléndido sitio turístico que podemos visitar para apreciar sus casas colgadas, la catedral, el palacio arzobispal, los diferentes conventos de la Magdalena, cada una de sus iglesias como es el caso de San Francisco y la merced, el ayuntamiento con estilo renacentista y su plaza de toros octogonal.

También podríamos visitar al teatro de las bellas artes, el museo arqueológico así como el de Paco Martínez Soria y por último al centro de interpretación de la judería.

Te puede interesar

Un comentario

  1.   Mohmmed dijo

    QUEEEEEEEEE???saragosa y les falto una s para IZSSTE no?? Ojale1 lo haya escrito el que esabta en su primer dia de trabajo porq con ctanto letrero en esas tiendas esto si es el COLMO

Escribe un comentario