Gastronomía tradicional de Zaragoza

La gastronomía tradicional de Zaragoza es muy sencilla y saludable gracias a la frescura y a la diversidad de los productos autóctonos y de su tierra como hortalizas, frutas, carnes, legumbres y vinos. Si bien los alojamientos rurales se caracterizan por ofrecer las especialidades más emblemáticas de la cocina regional, si estás pensando en alojarte en algún hotel en Zaragoza, seguramente encontrarás con facilidad algún restaurante que incluya algunos de los platillos típicos.

Entre algunas de las recetas típicas se destacan el sabroso bacalao al ajoarriero, los huevos al salmorejo, el cordero a la pastora, el pollo a la chilindrón, el lomo de cerdo a la zaragozana, entre muchas otras más.

Los grandes anfitriones de todo platillo son los excelentes productos de la huerta, como los tomates, los pimientos, las cebollas, las judías verdes, entre otros ingredientes básicos que le dan un sabor único a las especialidades zaragozanas.

En Zaragoza los platos dulces no pasan desapercibidos, por el contrario, ningún turista debe dejar de probar los magníficos postres y confituras, como el popular turrón de guirlache, las frutas de Aragón, las tortas de yema, los calabazotes, los mantecados, las cajicas de Tauste, las tortas de miel, entre otras delicias de la repostería regional.

Los visitantes que tengan la oportunidad de viajar a través de alguna propuesta de turismo rural, seguramente tendrán el privilegio de probar las aceitunas, las patatas y el pan artesanal elaborado por los lugareños o propietarios del alojamiento.

Foto 1 vía: absolutmarbella
Foto 2 vía: flickr

Te puede interesar

Escribe un comentario